Reportaje (Crónica)

Ríos de desolación

Lluvias Venezuela
FOTO: CORTESÍA ARCHIVO DE EL NACIONAL

Llueve por décimo día consecutivo en San José de Río Chico y Luis está impedido en todos los sentidos. En una mano sostiene un par de muletas y un palo, que pareciera ser el única arma que no lo dejará indefenso ante la situación. Con la otra se sostiene la nuca mientras, cabizbajo, observa cómo pierde su casa, su hogar, su única propiedad. El lugar donde está sentado es el mismo en el que cada tarde jugaba una partida de dominó: la avenida principal, que ahora es semejante a un río inundado de tristeza. La desolación deja ver otras casas inhabitables, el cableado inservible y los árboles a punto de caerse. Sin embargo, la propaganda política sigue intacta en los postes. Un carro azul, al fondo, intenta cruzar como si nada pasara. Sobre ese río que es ahora San José de Río Chico, sigue lloviendo. Y ahí está Luis, al que ya no le importa seguirse mojando. No tiene nada más que perder.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s